olas de piedra

Cuando nos íbamos del volcán estaba nublado y casi lloviendo. Las montañas a lo lejos se habían escondido detrás de las nubes y todo lo que se veía era el volcán y el valle cubierto por ríos de lava petrificada.

 

La lava se hizo un mar que avanzó cubriéndolo todo. Hasta que se detuvo. La ola de piedra estática quedó junto a los árboles que la vieron detenerse y respiraron aliviados.

Posteado hace 9 años
TAGS: chile, lava, lonquimay, malacahuello, olas de piedra, volcán

Escribenos